Archive for julio, 2008


Arthur Dent se despierta una mañana descubriendo que su casita va a ser demolida para construir una carretera. Mientras protesta ante las excavadoras aparece su amigo Ford, que le arrastra al bar del pueblo para emborracharlo y explicarle que es un extraterrestre… y que tienen 5 minutos para abandonar la Tierra. h2g21280x1024a

La Tierra va a ser demolida para construir una autopista espacial. Cosa que los humanos desconocen a pesar de existir un aviso oficial en el tablón de anuncios de la prefectura del "vecindario" local desde hace cientos de años…. y que los delfines (la segunda especie más inteligente sobre la Tierra después de los ratones) llevaban decenios intentando avisarnos con sus piruetas y chasquidos (hasta que se cansaron y se marcharon dejando un mensaje que decía: "Hasta luego y gracias por el pescado" )

Salvados por los pelos ambos van a parar a una nave de los Vogones (constructores de autopistas), una raza a la cual la evolución dejó de lado y cuya poesía es tan mala que es capaz de arrastrar civilizaciones enteras al suicidio.

Allí Ford explica a Arthur que es el único habitante de la Tierra vivo y que lo único que necesita para sobrevivir en la Galaxia es una toalla, la Guia (del autoestopista, mucho más vendida que la Gran Enciclopedia Galáctica por a) ser más barata y b) tener escritas en su tapa las palabras "No se asuste".  ) y un pulgar para hacer autostop.

Atrapados por los Vogones y torturados, finalmente son lanzados al espacio y rescatados por la nave Corazón de Oro, equipada con un motor de improvabilidad y que ha sido robada por Zaphod, expresidente de la Galaxia, para encontrar el planeta Magrathea. hitch-vogons2

Millones de años atrás, una raza de seres pandimensionales (ratones) crearon al ordenador Pensamiento Profundo para obtener la respuesta a "El sentido de la vida, el universo y todo lo demás". Tras 7 millones de años de cálculos, Pensamiento Profundo dió la respuesta:  "42" Lo cual dejó a los ratones confusos. Pensamiento Profundo les explicó que no entendían la respuesta porque no conocían "La pregunta definitiva", así que decidieron encargar a los ingenieros de Magrathea la construcción de un ordenador mucho más potente: La Tierra.  Pero justo cuando faltaban 5 minutos para poder obtener la respuesta, la Tierra fue destruida. …..

Zaphod busca Magrathea para conocer el nombre del planeta donde se encuentra la pregunta definitiva… y está acompañado por Trillian (un antiguo ligue de Arthur y la única superviviente de la Tierra, aunque ella no lo sabe) y Marvin, el robot más listo de la Galaxia pero con una personalidad… maniaco depresiva.  hitchhikers-guide-07

Los ratones por su parte, buscan a Arthur porque sospechan que diseccionando su cerebro podrán recuperar la información necesaria para obtener la Pregunta Definitiva.

A todo esto Arthur y Ford acompañan a Zaphod a Magrathea, sin sospechar que la cabeza de Arthur es el trofeo más codiciado de toda la galaxia.

 

La Guia del Autoestopista Galáctico, de Douglas Adams, se estrenó como radiocomedia en 1978. A partir de ahí y gracias al su éxito le siguieron novelas, series e incluso una obra de teatro.  Finalmente en 2005 se estrenó la película en los cines.

guia_del_autoestopista_galactico

La saga, muy recomendable por su humor y su calidad literaria consta de las siguientes novelas:img_6

– La Guía del Autoestopista Galáctico

– El Restaurante del fin del mundo.

– La Vida, el Universo y todo lo demás.

– Hasta luego y gracias por el pescado.

– Informe sobre la Tierra: fundamentalmente inofensiva.

Las novelas de Adams son todo un referente de la literatura de ciencia ficción y anualmente se le homenajea el día de su fallecimiento con el "Día de la Toalla" (25 de Mayo) durante el cual sus fans llevan todo el día consigo toallas estampadas con "No se asuste", además la ciudad donde "nació" la Guía adorna sus calles con toallas y motivos sobre las novelas.  

Towelday-Innsbruck Towel_Day_2005_Oren

Anuncios

VISITA A TARRAGONA

Bueeeeeno…. parece que gracias a los famosos 200 euros de ZP he podido permitirme irme unos días de vacaciones… Aunque la idea inicial era pasar unos días en Valencia, la falta de presupuesto y la incompetencia de los señores de SEAT hicieron que me decantara por un lugar más cercano pero no por ello falto de encanto….

Tarraco Scipionvm Opvs (Tarragona obra de los Escipiones) fué fundada por los hermanos Escipiones en el siglo V aC. alrededor de un poblado ibérico como un puesto militar que a partir de ahí fue creciendo en tamaño e importancia gracias al comercio por mar. Con el tiempo llegó a ser una ciudad clave para el Imperio, hasta que Cesar la proclamó capital de la Hispania Citerior.

Nuestra llegada a Tarragona fue rápida, tranquila y acompañada por un buen DSC02725tiempo increible que duraría toda nuestra estancia. Tras registrarnos en el hotel, decidimos dar una vuelta por la ciudad en busca de un lugar conde comer.

  La primera impresión que nos dejó la ciudad es la de tranquilidad. Enormes avenidas apenas vacías serían la tónica general a cualquier hora del día, en parte a causa del terrible calor y la solanera reinante. Poco tráfico en general. Al contrario que otras poblaciones costeras, Tarragona parece no haber sucumbido al turismo cutre de playa y resultaba difícil ver locales de ocio tales como discotecas y bares, si había pero concentrados en la zona del centro o en el puerto, eso si, no tan chabacanos y cutres como en otros sitios.

DSC00062

Tal como pudimos comprobar al día siguiente el tipo de turismo que mueve Tarragona es más familiar y cultural.

DSC00067

Tras disfrutar del curioso concepto de "desayuno continental" o desayuno IKEA, consistente en una bandeja con café, zumo, croissant, panecillo, ensaimada, jamón, queso, mermelada, nocilla y mantequilla … "y te lo montas a tu gusto" (así a bote pronto se me ocurren unas 100 combinaciones distintas). Nos dimos un paseo hasta en anfiteatro romano cercano a la costa.

DSC00083

Es una construcción bastante curiosa que nos recuerda a los clásicos circos romanos provinciales, no tan grandes como el de Roma, pero que una vez visto de cerca y desde dentro deja la impresión de que no era tan pequeño como parecía. Si bien está bastante malogrado, aún se conserva parte de la gradería, las puertas a la arena y varios túneles y estancias, así como los fosos para las peleas navales (que lo sepais, en los circos romanos había unos fosos cubiertos en forma de cruz, que entre otros usos podían ser inundados con agua para la representación de combates navales con pequeñas embarcaciones.) Estos fosos fueron aprovechados parcialmente por los cristianos para construir una iglesia en medio del anfiteatro.

DSC00095DSC00102

Y como estábamos en un circo romano… no podía faltar el espectáculo. Al poco de llegar nosotros hizo acto de presencia una marabunta de chavales haciendo sonar tambores y portando estandartes que se apoderaron del anfiteatro. Al parecer pertenecían a varios colegios religiosos de Murcia que para celebrar el final de curso se dedicaban a hacer peregrinación por lugares donde habían torturado y muerto mártires de la iglesia.  Mayor fué nuestra sorpresa cuando vimos que plantaban un enorme crucifijo y uno de los adultos se ponía una túnica de acristianar con intenciones de leer textos históricos religiosos sobre la vida de tales mártires (bueno, más bien sobre su muerte en la arena del anfiteatro). Estos mártires fueron (San) Fructuoso y los diáconos Augurio y Eulogio. Como la idea de escuchar propaganda religiosa (pobres chavales) no me atraia demasiado y como no podía contener mis ganas de gritar "Crucifixión Ya!!" o "Liberad a Brian!! " Dimos por terminada nuestra visita al anfiteatro.

DSC00133 DSC00136

Lo siguiente que pillaba cerquita era la Torre del Pretorio y la cabecera del Circo Romano (Tarragona tenía anfiteatro y circo, donde se celebraban las carreras). Junto al lado del museo, la Torre del Pretorio da acceso a la cabecera del circo, de la cual se conservan varias estructuras como la entrada y varias bóvedas que dan bastante miedito y además fueron utilizadas como cárcel hace relativamente poco. En una de estas bóvedas puede contemplarse el Sarcófago de Hipólito, que se llama así por tener tallado en sus costados escenas del mito de Hipólito. Además resulta curioso que si bien dos de sus caras están perfectamente talladas en la piedra, las otras dos apenas están dibujadas, esto es así porque muchas obras romanas se esculpían para ser vistas desde uno o dos lados, así que apenas se molestaban en esculpir con detalles las partes que no quedaban a la vista y que en teoría no se iban a ver.

DSC00119 DSC00129

Tambien resultaba curioso ver el tamaño de las escaleras o los arcos de las puertas interiores de las salas, por las que apenas podía pasar una persona y en muchos casos agachándose…. Y es que a veces nos olvidamos de que hace 2000 años la estatura y el físico de las personas no tenía nada que ver con lo que somos ahora. Para la época una estatura media podía ser perfectamente entre 1,50 o 1,65 metros para los varones, y estamos hablando de personas mal alimentadas, delgadas, sobre unos 45-55 kilos. Un soldado romano tipo de la época, debía rondar entre los 1,70 – 1,80 metros y eran escogidos así por ser "más grandes que el resto", de hecho, la talla mínima admitida para un soldado era 1,70 metros. Quien haya visitado las ruinas romanas de Ampúries, habrá podido comprobar lo pequeñas que eran las habitaciones de las casas, las puertas, etc… no es que el metro cuadrado fuera caro, no… es que eran chiquitines.

DSC00141

Así tras una larga mañana de visitar ruinas (y Tarragona tiene muchas que nos dejamos para otra ocasión), fuimos a parar a la plaza del Ayuntamiento donde pudimos comer muy tranquilamente en un bar muy majo (y donde sirven granizados de Baileys, pacharán, ron, etc….). Ni que decir tiene que la plaza estaba atestada de terrazas y gente, incluso un bar ofrecía una sesión en directo con un DJ al aire libre.

DSC00143

La tarde la dedicamos a visitar las murallas romanas (que lucen mejor desde fuera que desde dentro) y la Catedral, que desgraciadamente ya estaba cerrada. Estas murallas se encuentran por el centro de la ciudad, cerca del ayuntamiento, y se pueden ver por varias calles, algunas bastante pintorescas (y que como toda la ciudad son un conjunto de subidas y bajadas, no hay ni una calle a nivel….), en algunas partes de las murallas se pueden contemplar como han sido reconstruidas a lo largo de los siglos, y algunas piedras originales aun conservan las marcas de los canteros que las tallaban. 

DSC02709 DSC02711

Tarragona está bastante bien surtidita de restos antiguos y ruinas a cascoporro, sin embargo el hecho de que haya que pagar por la mayoría de sitios y la inaccesibilidad de otros (cuando no están a 6 kilómetros, te colocan un centro comercial encima y tienes que bajar hasta el parking subterráneo para ver los restos tardoromanos… y suerte si lo encuentras abierto al público….), hacen imposible visitarlo todo en unos pocos días…. y como todo no va a ser ver pedruscos….

DSC00079

¡A la playa! Tan inaccesible como algunas de las ruinas (en serio, ¿tanto costaba hacer un par de pasos subterráneos o una pasarela sobre las vías del tren?), la única manera de llegar es con coche o dando un enorme rodeo. Sin embargo sorprende por su tranquilidad y lo despejadas que están.  Lejos de estar tan abarrotadas como las de Barcelona y cercanías, la playa de Tarragona es tranquila, sin chiringuitos, sin vendedores ambulantes…. Muy agradable para ir a pasar un rato por la mañana o por la tarde.

DSC00116

Y poco más salvo que faltó tiempo para ver muchas cosas, pero a ver quien es el guapo que se pasea por las calles desiertas de Tarragona a las 5 de la tarde con un solano de justicia pudiendo estar tirado en el hotel con el aire acondicionado…

DSC00107